Ir a 3M.com Navegación principal Ir a Navegación en el sitio Ir a Contenido principal All 3M.com Site Map

Abatimiento de la Neblina Ácida

Abatimiento de la Neblina Ácida

Una Solución Integral

El supresor de neblina ácida FC-1100, es un tensoactivo fluoroquímico diseñado para ser utilizado en la supresión de la neblina de ácido sulfúrico producida en la nave de electro depositación de cátodos de cobre. Se utiliza sólo o con barreras mecánicas tales como esferas de polipropileno o nomad sin producir efectos adversos en los procesos de extracción por solvente ni electro-obtención.

Se alcanzan valores inferiores a 0.5 mg/m3 de ácido sulfúrico, cuando se opera entre los 5 y 15 ppm de FC-1100, tanto en plantas que operan con densidades de corriente entre 150 y 380 Amp/m2, con y sin sistemas de ventilación forzada, medidos a 1,5 metros sobre el nivel de las celdas de acuerdo al procedimiento estándar aprobado por la OSHA (USA). La naturaleza hidrofílica y oleofóbica de los compuestos fluoroquímicos induce que no sean atrapados en la fase orgánica y no reduzcan la tensión interfacial entre las fases Acuoso/Orgánico. Aplicados en concentraciones controladas, no producen un aumento en los tiempos de separación de fases, ni afectan la cinética y la eficiencia de la transferencia de cobre durante los procesos de extracción y reextracción en la planta de SX. Evita la corrosión tanto de la estructura de la nave, como de los equipos y grúas que trabajan en el área, lo que se traduce en una mejora del ambiente de trabajo.

3M Minería y Metalurgia ofrece un completo servicio de control de muestras, telemetría en la medición de los ppm agregados y automatización de la adición de acuerdo a los requerimientos del cliente.

Rating del producto

3M™ Noise Indicator NI-100

3M™ Indicador
de Ruido NI-100

3M Indicador de Ruido NI-100 El indicador de Ruido NI-100 le alertará cuando los ruidos en un área específica alcancen niveles potencialmente peligrosos. Este indicador, por tener un tamaño pequeño y un diseño ligero, es ideal para los trabajadores en la industria minera, con una batería recargable que funciona hasta 200 horas entre cargas, es una buena inversión para la conservación de la audición.